martes, noviembre 10, 2009

Doble moral


Cualquier persona que haya visitado Brasil lo más probable es que haya ido a una playa y haya visto las chicas luciendo sus esculturales cuerpos, como se aprecia en la foto. Las minúsculas tangas ajustadas y ceñidas dejan ver, para el que las quiera ver, caderas cimbreantes y nalgas proporcionadas de carnes prietas y macizas. Nadie se iba a imaginar la hipocresía y la doble moral de una universidad brasileña que decidió echar a una alumna por lucir minifalda, una moda con más de cuatro décadas de antigüedad. Esto demuestra la falta de contacto de la realidad entre la universidad y la realidad social, con otras cuestiones más importantes, como la evidente falta de inversión que se ha puesto de manifiesto con el apagón que afectó a 50 millones de habitantes de 18 estados en un país que será el anfitrión de la Copa Mundial de Fútbol y de los Juegos Olímpicos en los próximos siete años.

4 comentarios:

fgiucich dijo...

La verdad: deben tener una cebolla en el cerebro. Abrazos.

Luis dijo...

Que se puede decir, de seguro el consejo rector debe estar lleno de miembros del Opus Dei o de los Legionarios.

Dalva M. Ferreira dijo...

Ridículo! Às vezes eu sinto que todos aqueles anos de luta contra a ditadura foram em vão, pois o espírito retrógrado continua vivo dentro das pessoas. Não só aqui: é o neofascismo, é o neonazismo... "When will they ever learn?"

Aldabra dijo...

lo he visto hace un par de semanas en las noticias y me sorprendió bastante la noticia... yo creo que estos hechos son cortinas de humo, memeces comparado con las cosas serias que supongo, deberían salir a luz.

biquiños,

p.d.: la doble moral, la hipocresía, nunca dejará de existir.