martes, diciembre 11, 2007

El habla divertida y el merengue en las playas de arena blanca y aguas cristalinas color azul zafiro

El habla divertida y graciosa, la alegría del merengue y de la bachata, así como sus playas de arena blanca fina complementada con las aguas cristalinas color azul zafiro del mar, se juntan en el paraíso de Santo Domingo, en la República Dominicana, amenazada por la Tormenta Olga. Para visitar la isla, con temperaturas entre los 22 y los 29 grados centígrados a lo largo del año hay que saber pedir en un colmado (bodega) una fría, es decir una cerveza Presidente, vestida de novia como le llaman, por salir blanca a causa de la baja temperatura de la nevera o heladera. El habla particular de sus cerca de 10 millones de habitantes se enriquecerá con el Concurso de Hispanoamericano de Ortografía.

5 comentarios:

Gaiar dijo...

Me parecio la descripcion de una playa cubana... debe ser por la cercania...

Jluis dijo...

Venga una fría, pues..., y que Olga pase de largo.

un saludo

LadyBlue dijo...

Acá me tiene devolviendo la gentileza de su huella en si casa. Gracias por pasar. Sepa que su descripción ha despertado las ganas de salir corriendo de vacaciones ya!. Saludos, Lady Blue.

June Fernández dijo...

La pena es que la gente de Occidente sólo conoce Puntacana, esa cárcel de oro en la que sólo te relacionas con guiris, almuerzas comida continental, y el único contacto con la realidad es, como mucho, la chica que te cambia las sábanas. Y que pase Olga, sí.

Waiting for Godot dijo...

AY me dieron ganas de sol y playa. Besos.