jueves, noviembre 01, 2007

El paraíso perdido

A los desastres, que acarrean las fuerzas de la naturaleza, parecen sumarse empecinadamente los desastres producidos por la corrupción política y la injerencia militar en los estados desunidos de Latinoamérica. Los críticos ven en la región al paraíso perdido, permanente desde hace 50 años, entre el personalismo y la egolatría de sus mandatarios. El ex militar argentino, Ernesto Barreiro, acusado de promover una intentona golpista con el fin de exigir el perdón a las penas a que se vieron sometidos otros militares violadores de los derechos humanos, deberá rendir cuentas ante la justicia, después de haber sido deportado desde Estados Unidos, donde había huido y había puesto un negocio de artesanías criollas. En Paraguay, la Corte Suprema anula la condena contra el ex militar golpista Lino César Oviedo, para que se pueda presentar a las elecciones presidenciales. El objetivo ha sido claro, según algunos analistas, fracturar la fuerte oposición del ex obispo católico, Fernando Lugo, también candidato a la presidencia en las próximas elecciones. A estos desastres se suma la amenaza de la tormenta tropical Noel, que ya ha dejado un saldo lamentable de ocho personas muertas y otras 25.000 que han perdido sus viviendas. A los desastres naturales, se unen los desastres de la corrupción política que impiden la democracia sana, eso sí, con la injerencia de los temibles militares. Es, nada más y nada menos, el paraíso perdido.

4 comentarios:

Alejandro Ochoa (Aribentzion) dijo...

Shalom

El inevitable curso de la ignorancia de las masas permite la elevación de la oscuridad por sobre la luz que debe prevalecer en toda sociedad conformada por seres racionales en sus más altas necesidades humanas.

El gran complejo étnico latinoamericano ha impedido la incorporación de grandes blogs de personas al estado global de la información convirtiendo grandes extensiones pobladas en caldo susceptible de manejo bajo las premisas más susceptibles de los instintos animales. Estos instintos son manipulados para proveer poder y autoridad sobre los principios de la naturaleza, y la evolución continúa hacia niveles de conciencia más altos, que expandan las fronteras de las posibilidades y mejoren la calidad de vida de todos los pobladores de este subcontinente.

Loredana dijo...

Hace mucho que no te visitaba!.

un gran saludo para tí.

Meli dijo...

Es verdad lo de un proyecto llamado "Pascua Lama" que busca energia y destruiriía los glaciares chilenos?? saludos bogotanos!

Alejandro Ochoa (Aribentzion) dijo...

En respuesta a tu comentario gracias Martin: ver por favor http//economiaecologica.blogspot.com.